sábado, 7 de junio de 2014

El Gráfico de la Semana


Nassin José Alemany

Tasa de interés negativa

Con la finalidad de tratar de reactivar las actividades económicas en la zona euro, el Banco Central Europeo (BCE) tomó una decisión muy poco convencional, al reducir las tasas de interés de los depósitos a un nivel negativo, de -0.10%.
Esta medida desincentiva a las instituciones financieras a que tengan sus fondos depositados en el BCE, ya que éste en vez de pagarles un rendimiento, les estará cobrando un 0.10% por mantener sus reservas allí. Se puede apreciar en el gráfico la línea azul que cae por debajo de cero.
 El BCE espera que esta medida tenga un impacto positivo en el sistema financiero y la economía, fomentando una reducción en las tasas de interés del mercado para préstamos e hipotecas, y que así aumenten las actividades crediticias familiares y empresariales. También se busca que el euro se deprecie, para que aumente la inflación. Es la primera vez que un banco central de ese nivel establece tasas negativas
 
elpidiotolentino@hotmail.com; elpidiotolentino@gmail.com
Imprimir