miércoles, 21 de septiembre de 2011

CHACHARAS: HARÉN DE ANIMALES

Por Henry Osvaldo Tejeda Báez

Hace tiempo escribí unas chácharas cobre las injusticias de la madre naturaleza, al momento de dotar a los animales de sus miembros reproductores. Decía que, a unos les dio demasiado materiales colgantes, y otros los que les puso fue una "bagatela", "una calamidad" o "una vergüenza", una ignominia de miembro reproductor, por su escasez en tamaño, pero ese no es mi tema de hoy, aunque sigo con los animales. Al fin y al cabo vivimos entre animales, unos domésticos y otros políticos. (Ya empecé a fuñir las chácharas)

Como los animales no se rigen por ninguna religión, ni constitución, ni libro sagrado alguno, no veo por qué no puedan tener, digamos los perros, un harén con varias especies de animales, perras, hicoteas, gansas, etc., a los cuales esos perros puedan "pasar por las armas" cada vez que estén "en salsa".

Dirán ustedes que sería imposible un perro "pasar por las armas" a una gansa, yo digo que no, un perro "en salsa" la "arregla" aunque tenga que echársela encima (a la gansa, mi'jo, que feo piensas).

Como no es raro ver a bandas de perros, armando "reper-perros" (se dice "reperpero", pero como estoy hablando de perros, y yo digo lo que me da la gana porque son mis chácharas) por una canina en celos, sería curioso ver una trulla de perros "emburujaos", peleando por el amor de una chiva, mejor dicho, "emperraos" por una chiva.

Debo decir que las chivas son mas coquetas que las perras, solo vean con el copete y la "chivería' con la que caminan.

Imagine usted a una chiva señorita contoneándose de forma provocativa delante de un montón de perros, balanceando su racimo de tetas al compás de su típico coqueteo al caminar, mientras masca algo que aunque sea yerba, vamos a llamarle un chicle. Se armaría "La del perro".

Dejemos a esos perros y sus hermanos los políticos tranquilos y pensemos en lo curioso que sería ver a un gallo con un harén donde aparte de gallinas, también haya conejas, Careyes y otros animalitos. ¿Se imaginan la brega de un gallo tratando de "arreglar" a una gran tortuga?

Pero en la vida, todo tiene un "bajadero". No dudo que el gallo logre penetrarle a la tortuga, el problema es que, los gallos siempre andan rápidos, desesperados por echar su polvito y con la tortuga no puede ser tan fácil como con la gallina, la cual se manda en una carrera pero no es porque no quiere, es porque las mujeres son así, dizque nunca quieren pero al cabo de una carrerita de 10 metros planos, ella misma se baja la cretona y es "pasada por las armas".

Pues bien, con la tortuga, el gallo tiene que esperar a que esa doña le abra su "puerta de campo" y lo invite a pasar. Ustedes saben que la tortuga anda con su casa en las espaldas. Un coito muy raro ese, pero se puede dar.

Por último, quiero volver a la chiva y los perros para decir, que sería muy chistoso, agradable y muy chocante, ver una chiva parida de muchos perritos creciendo con cachos, ladrando como perro, largando bolitas por el trasero mientras berrea como los chivos.

Todo eso sería chistoso pero, el colmo sería que mientras hacen el amor, se queden pegados como dos perros. ¡Ay, no! Dejemos esto aquí, luego volveré con este tema por interesante, si no lo creen, solo vean las fotos.



elpidiotolentino@hotmail.com; elpidiotolentino@gmail.com
Imprimir