sábado, 29 de marzo de 2014

CHACHARAS: UN INTERNAUTA SUICIDA

Por Henry Osvaldo Tejeda Báez

Hace días que me estoy acostando muy tarde, por tanto, me paso el día con un sopor del carajo y cuando llego a la casa, reviso mis correos electrónicos y comentarios en la red, pero no bien pasan unos 40 minutos, Morfeo me echa mano por el cocote. ¡Diablos, qué poético!

Aquí les traigo una rara nota que vi anoche en la Internet. (Cito)

"Señores, soy un joven de apenas 28 años de edad, hijo de una familia que, aunque no seamos muy ricos, estamos en muy buenas condiciones económicas. Puedo decir que lo tengo todo, pero vivo molesto con el mundo, todo me hiede y nada me huele, y no quiero vivir más así.

"¿Qué quiero decir?, pues, que me quiero suicidar, estoy fuera de sí, no me cojan pena, total, nadie me toma en cuenta por lo que necesito que alguien trate de darme unos buenos consejos a ver si se me quitan estas ganas tan grandes de quitarme la vida".

"Estoy pidiendo consejo, pero no creo que me sirvan de nada porque ya mi decisión está tomada, es cuestión de que suceda en cualquier momento".

"Estos años han sido del mismo Diablo para mí. No tengo novia, tenía una pero me botó dizque porque "no estoy en onda"; me creo menos que los demás, mi auto es hermosísimo, pero una pésima autoestima; en mi casa me miran de reojo, creo que ven un bicho raro en mi; los amigos sólo salen conmigo cuando soy yo el que invita, en fin, creo que soy una ruina.

"Juego baloncesto pero soy tan mal jugador que, en diez juegos, sólo encesté cuatro puntos, dos de ellos los anotó un contrario por error pero el anotador se equivocó y me los puso a mí.

Aún sintiéndome un fracasado, deseo que alguien que lea mi drama quiera darme consejos más convincentes que el deseo que tengo de suicidarme". (Termina la cita)

Este pobre mortal, y que cuyos ojos se los va a tragar la tierra, que siempre estoy hurgando en la red me sentí atraído y hasta sorprendido, de que alguien diga estas cosas tan serias y fatales por Internet y peor aún, que pida consejos, pues se supone que él tiene vecinos, amigos y familiares a quienes puede pedir consejos y no ponerse de loco viejo de meterse a diablito con tridente y rabo, porque según unos religiosos, el que se mata además de ser un cobarde, va para el infierno. (.....?)

Al momento de yo leer su petición, me pareció que el joven no había recibido el primer consejo, me dispuse a dar el primer paso y he aquí lo que le escribí:

Amigo suicida, creo que estás siendo muy drástico al estar pensando en algo tan fuera de lugar como es "siquitrillarse", creo que debes pensarlo no dos sino, diez veces antes de seguir con ese disparate".

La vida es buena, siempre que no vivas en República Dominicana donde hay un grupo de personas, que luego de andar con las patas al aire o con unas chancletas todas asquerosas y "hediondas" a sicote.

No hagas eso amigo, esas personas de las que te acabo de hablar, nunca pensaron en matarse, al contrario, su meta era "salvar el país", y hasta dicen que llegaron al ambiente político de la nación a completar la obra de los padres de la patria. ¡Imagínate tú, hasta lo que pensaban aun pasando hambre, y pidiendo colillas de cigarrillos en la calle.

Tú no necesitas "Firmar con los Carmelitas", es decir, no necesitas "guindar los tenis", eres muy joven. Mira chico, esa gente de las que te hablaba más arriba, estaban tan mal que tuvieron que inventarse un periodiquito para venderlo a diez centavos y así poder mantenerse.

Se pasaban el tiempo calle arriba y calle abajo, comían agua y bebían aire, desayunaban de noche y almorzaban por la mañana (del otro día). Pero se cayó un viga y los chancleteros llegaron al poder.

Hoy día, casi todos son millonarios, y mira cómo son las vainas, son tan malos que, varios ingenieros se suicidaron porque esos inmundos no les pagaban lo que les adeudaban.

Ahora hay decenas de miles de gente que se quiere suicidar por culpa de ellos, mientras hay varios millones que quiere "suicidarlos a ellos".

No mi'jo, no te mates, la vida es bella (lejos de los comesolos), pero si la vaina es irreversible y no es mucho pedir, reúnete un y ven a mi país a pasarte un par de semanas.

Ya en el país, averiguas dónde está ubicada la llamada "Casa Nacional donde se reune el principal grupo de los chancleteros. Luego te rellenas el cuerpo de dinamita, te hacer pasar como que eres un "compañerito" maricón.

Como es seguroque al saber tu condición de maricón, habrá quien te haga pasar, entonces accionas los tereques que llevas amarrado al cuerpo, y te explotas con todos allí. Claro está, si es que lo tuyo es ya irreversible y no es mucho pedir de mi parte.

Te juro que, aunque no seas de este país, tu obra será calificada como patriótica y no pasará un año sin que se te haga un gran monumento como agradecimiento a tu gran aporte a la limpieza moral y al desarrollo del país; serás el moderno padre de nuestra patria y así tu suicidio habrá servido para algo valioso. Te juro, amigo suicida, este batatal con luz llamado país, te lo va a agradecer.

¡Heyyyy, pero qué carajos está pasando, ¿y esta "jamaqueadera"?

¡Pero hombre del carajo, es que te quedaste pegado de la cama? ¡Levántate que es tarde y tienes que irte a trabajar!

Era mi esposa, me fastidió el sueño con el suicida.

elpidiotolentino@hotmail.com; elpidiotolentino@gmail.com
Imprimir