sábado, 12 de marzo de 2016

El agua más barata


Por: Nassim José Alemany
Socio de Economía
nalemany@deloitte.com



Si usted quiere que alguien aprecie y cuide un producto o un servicio, cóbrelo.

Alrededor del mundo, más de 650 millones de personas no tienen acceso a fuentes de agua potable. La escasez del agua es un problema mundial, y los fenómenos atmosféricos recientes están afectando regiones que antes no sufrían de este problema.

La República Dominicana sufrió una de las mayores sequías de su historia reciente el año pasado, y sus efectos repercuten a lo largo de toda la sociedad.

El servicio de agua potable en el país tiene unos 360 mil usuarios activos en Santo Domingo, los cuales incluyen las residencias, las industrias, los comercios y el gobierno. Las residencias representan casi el 60% del volumen de agua facturado al año.

Uno de los principales motivos del desperdicio y mal uso del agua en el país es su costo. En el gráfico se muestra un grupo de ciudades del continente americano donde se comprara el costo por galón de agua a través de la red oficial de la ciudad. 

En Santo Domingo el galón de agua residencial cuesta apenas dos centavos de pesos, el más barato del grupo, junto con Tegucigalpa. En Chile, por ejemplo, cuesta nueve centavos, y en Montevideo 18 centavos. Estos precios reflejan el costo por galón en centavos de pesos para un consumo máximo de hasta 30 metros cúbicos al mes en hogares.

Otro de los problemas que presenta el sistema es la baja proporción de usuarios que paga por el servicio y la falta de cobro, a pesar del bajo costo. Si a esto le añadimos que apenas el 6% del agua residual recibe tratamiento en el municipio, se entiende aún mejor el problema.

Como está estructurado el sistema actual, sencillamente no existen incentivos suficientes para que la población ahorre, cuide y pague por el agua que consume.


elpidiotolentino@hotmail.com; elpidiotolentino@gmail.com
Imprimir