sábado, 17 de agosto de 2013

Fiscal Berenice no presenta acusación y niega derecho a la Defensa dirigentes FELABEL

SANTO DOMINGO.- Diógenes Isidro Gutiérrez Medina, vocero del FELABEL y uno de 4 dirigentes del FELABEL que se encuentran presos en la cárcel de La Victoria, elevó un recurso de apelación en fecha 17 del mes de mayo del año 2013, contra la Resolución No. 668-2013-1360, mediante la cual el Juez de Atención Permanente impuso, el 29 de abril del año 2013, una medida de coerción de tres meses en su contra.

El proceso de apelación se conoció en la Corte de Apelación del Distrito Nacional, pero debido a los incidentes y las posposiciones forzada por la Fiscalía, mediante artificios jurídicos, y la Policía Nacional, que no en varias ocasiones no enviaba a alistados que se querellaron como supuestas víctimas o no aparecían sus abogados.

Al fin de cuenta, lo que trataba la Fiscalía y la Policía Nacional era ganar tiempo para que llegara la fecha de la revisión obligatoria y una vez conocida ésta tumbar el recurso de apelación.

Así, el 24 de julio que debió conocerse la apelación, luego de varios aplazamientos, pero Diógenes Gutiérrez no fue trasladado desde la cárcel de La Victoria, lo que se entendió y fue denunciado como un plan de la Fiscalía y la PN para que no llegara a conocerse el recurso de apelación.

En efecto, el 24 de julio a la misma vez que Diógenes debía comparecer a la Segunda Sala de Audiencias de la Corte de Apelación del DN en la Feria, también se había fijado la revisión de la medida de coerción. Resultó que a ninguna de las dos vistas judiciales el compañero vocero del FELABEL fue conducido, pero mientras la de apelación se aplazó para el día 7 de agosto, en la de revisión se le ratificó la medida, sin su presencia o la de sus abogados.

Así, en la audiencia del pasado 7 agosto en la Corte de Apelación, el Ministerio Público presentó una certificación que decía que el Juez de instrucción había producido una nueva Resolución Octava Sala de Instrucción había producido la Resolución No. 337-2013, que ratificaba la medida de coerción, solicitando al tribunal colegiado que declarara inadmisible el recurso a favor de Diógenes Gutiérrez.

Exponemos lo expresado por los abogados de la Defensa de los dirigentes de FELABEL, porque las actuaciones del Ministerio Público son parte de un plan que hemos venido denunciando y porque el mismo comportamiento con las mismas artimañas jurídicas son la constante en el comportamiento de la Fiscalía frente a los compañeros dirigentes del FELABEL.

El pasado martes 13 de agosto en la audiencia de apelación a favor de Wilson Dalcier Nicasio, donde los acusadores, miembros de la Policía Nacional, y sus abogados brillaron por su ausencia, por lo que tuvo que ser pospuesta par el próximo martes 13 de agosto.

Mientras se provocaba esa situación contra el compañero Dalcier Nicasio, estaba fijada en el palacio de Justicia el conocimiento de una revisión de su caso, que no busca otra cosa que tumbar, al igual que en el caso de Diógenes, la apelación que elevara ante el la Corte de Apelación del Distrito Nacional.

Además de Diógenes Gutiérrez y Wilson Dalcier Javier, se encuentran recluidos en el penal de La Victoria los también miembros del FELABEL Héctor Eduardo Pichardo y Víctor González.

A continuación, las consideraciones de los abogados de la defensa de los dirigentes de FELABEL, integrada por los abogados Tomás Castro, Adonay Encarnación Guillandeaux, Víctor Romano y Harol Echevarrías, dirigidas por el Dr. Castro en la audiencia del pasado 7 de agosto, luego la decisión adoptada a unanimidad por los jueces y finalmente las palabra del Magistrado Pedro Sánchez, Juez presidente del tribunal, quien censuró que el proceso de apelación no concluyera por situaciones administrativas de las cortes.

Alegatos del Dr. Tomás Castro:

“El pedido del Ministerio Público es fruto no solo del disparate, sino también de la celada, del ejercicio temerario del poder, del ejercicio temerario del terrorismo procesal, porque nosotros, el pasado 24 de julio, advertíamos a este tribunal cuando el Ministerio Público hacía las gestiones con el alcaide para que no trajeran a este plenario a Diógenes Isidro Gutiérrez, que de lo que se trataba era de emitir una resolución que lo que pretendía era poner termino a este proceso de apelación. Pero está totalmente equivocada, porque esa es una resolución dada de manera administrativa, sin la presencia del imputado, sin que hayan sido convocados los abogados, violentando el Derecho Constitucional de la Defensa y violentando todos los procedimientos legales y morales que puedan sustentar un sistema judicial en cualquier parte del Mundo.

“Nosotros tenemos aquí un libro de Rodrigo Herrera Fonseca que se titula ‘Jurisprudencia Constitucional sobre el principio del debido proceso de ley’ y en este libro se establece, que con fundamento del punto 5 del artículo 14 del “Pacto Internacional de los Derechos Civiles y Políticos” establece: “otras de las garantías del derecho procesal que pesa sobre el vasto campo del proceso ideal que es la posibilidad legar de llegar a impugnar la decisión judicial como forma de control jurisdiccional ante la eventualidad de la imperfección humana en el razonamiento’, no puede ningún tribunal negar ese derecho que está constitucionalmente establecido, que es el doble grado de jurisdicción o la doble instancia.

“Hay una resolución de la Suprema Corte de Justicia que obliga a que cuando uno solicita una revisión obligatoria, tenga que anexarle una certificación de si la medida ha sido o no apelada, porque la el recurso de apelación desde el punto de vista procesal y constitucional es suspensivo. Es suspensivo no solo el recurso, es suspensivo hasta el plazo para interponerlo.

“Entonces a nosotros esta decisión a nosotros no nos sorprende, porque estamos envueltos en terrorismo procesal y los ministerios públicos se comportan peor que la Policía Nacional en sus métodos. La Fiscal del Distrito Nacional, Jenni Berenice Reinoso, es la que ha urdido toda esta trama.

“Martes 30 de abril, periódico ‘Hoy’, página 5ª, ¿qué dice la Fiscal del Distrito Nacional?:‘Fiscal del Distrito critica manejo de la Policía Nacional en caso UASD’. Y dice ‘La Fiscal, Jenni Berenice Reynoso, “criticó ayer en su cuenta de twitter la forma en que la Policía Nacional ha manejado la investigación de la muerte de un coronel de ese cuerpo en la Universidad Autónoma de Santo Domingo. Afirmó que la investigación y el manejo de los casos en la entidad que dirige cambiarán. Hay quienes tienen la equivocada creencia de que la investigación culmina con el arresto o de que la versión que pueda dar la Policía es prueba’, reiteró la funcionaria.

“Pero con esas mismo solicitó medida de coerción y prisión preventiva cumpliendo con el Gigante de Rodas: un pie en un lado y un pie en el otro. Mientras critica la actuación de la Policía usa la misma investigación policial, defectuosa, truculenta, arbitraria para solicitar medida de coerción. Y el juez Alejandro Bracho, porque hay que decirlo con su nombre, ese mismo juez que en una audiencia atrás estuvo dando una orden a las 7:00 de la noche para un allanamiento que ocurrió a las 5:00 de la tarde. Ese mismo juez que le dijo un fiscal: ‘Magistrado, pero usted ordenó a este agente que actuara como agente encubierto en un proceso’ y le pasó la orden y la firmó en el mismo estrado.

“Esa Fiscalía, que nosotros advertíamos, magistrado, no lo trajeron y no os extrañes, se lo dije, que nos apliquen la misma técnica que le aplicaron a un grupo de colombianos que ustedes mismos conocieron el proceso, el argumento de Ministerio Público fue ese mismo: Ah, que le revisaron allá, que hay una nueva decisión y ya se cae el recurso; pues no, porque es un recurso constitucional, el doble grado de jurisdicción es constitucional.

“El artículo primero de la Normativa establece que todas las convenciones internacionales o tratados internacionales de los cuales nuestro país sea signatario se convierten dentro del bloque de constitucionalidad y el “Pacto Internacional de los Derechos Civiles y Políticos” y la “Convención Americana” reconoce la garantía de doble instancia.

“Entonces yo no me explico, si nadie le ha pedido a este juez que conozca una revisión obligatoria; si no citó a Diógenes Gutiérrez en La Victoria para que estuviera presente; no nos citó a nosotros para que fuéramos a exponer; ¡cómo se le ocurre dictar una resolución administrativa diciendo que toma una decisión de prorrogar la prisión de éste señor, no obstante haber un proceso de apelación! Oh, ¿y el recurso de apelación?

“Y entonces, ¿El derecho a la doble instancia que establece el Pacto de los Derechos Civiles y Políticos y la Carta Intermaenicana de los Derechos Civiles y Políticos? Entonces nos jodimos en este país, excúseme la palabra, porque la Fiscalía va a seguir maniobrando en casos parecidos y ésta corte o cualquier otra corte va decir ‘ah, pero es que hay una revisión’, entonces esta o cualquier otra corte dirá ‘somos incompetentes porque se conoció la revisión; sí, pero en qué condiciones; y el derecho a la defensa: el derecho constitucional a defenderse! Lo van a vulnerar así olímpicamente, alegremente y una corte va a salir ‘Ah!, pero lo revisaron y le prorrogaron la medida; nosotros somos incompetentes para conocer esto’. Eso sería monstruoso. Vosotros podréis ir a la Universidad a dar clases y decirle a unos estudiantes que ustedes hicieron cosa semejante, porque eso sería como darle un cheque en blanco a las fiscalías para que haga todo tipo de truculencias como esta.

“Es verdad que hay jueces que le forman a los fiscales órdenes de arrestos y de allanamientos con fechas retroactivas, es verdad que ocurre en este país y no decirlo sería tanto como meter la cabeza como el avestruz en la arena. Y es verdad que le ponen droga a la gente aquí: es verdad! Y los fiscales y jueces legalizan todas esas vagamunderías.

“Y a estos jóvenes, ¿De qué es que los acusan?; ¿Qué es lo que han encontrado? Si estamos hablando que hay un muerta, lamentable, y varias personas heridas; y a ellos los acusan de que tenían una peluca, un trapo sucio, cuchillo de mesa que encontraron en la casa de los muchachos y que estaban movilizándose en la universidad: de eso es que lo acusan.

“En una revisión que se le conoció Héctor Bienvenido Pichardo, la Fiscalía le dijo al Juez de Instrucción que fue un grupo parecido. La forma que se la ingeniado para presentar acusación. Y la Fiscalía supuestamente iba a depositar la acusación el lunes 5 de agosto, pero no la ha presentado. ¿Y por qué no presentan acusación? ¿Por qué de lo que se trata es de mantener estas gentes presa a como dé lugar? Todo por un asunto que hasta morboso es.

“Aquí tenemos una gloria, el señor Jorge Puello, mejor conocido como El Men, de los años del balaguerato, en cuya era estuvo preso en La Victoria, y que conservo de él una tarjeta de Navidad que le envió a su madre, en la que dibujó las rejas de la prisión y le puso: “Primero se derriten los barrotes de mi celda, que yo plegarme al balaguerismo”.

“Estamos viviendo un balaguerismo ahora. Lo único que ha cambiado un poco el método: antes le ponían una pistola o una granada a un joven para que fuera preso. Una vez un juez se le ocurrió ponerle una marca a una granada y cuando le pusieron la misma granada a otro joven y lo llevaron al juzgado el juez manifestó, pero esta es la misma granada traída anteriormente.

“El peor acto de cobardía es que un juez, temblando de miedo, tenga que decidir sobre la libertad o la inocencia de un prevenido, porque la peor de la corrupción es la cobardía.

“Un juez puede ser honesto que sea, pero si no es responsable y es cobarde, José Ingenieros en su libro “El Hombre Mediocre” lo califica como “el honesto mediocre”.

“Hay muchos honestos mediocres en este país; “yo no robo”, yo no soy ladrón, yo no robo, pero me da tres pitos que se lleven el país. Como dice Ingenieros, ese es un honesto mediocre.

“Yo no mato a nadie; no soy un asesino, no mato a nadie”, pero todos los días veo cantidad de muertos asesinados, pero me da igual.

“En ese tenor, León Tolstois, en una obra que se encuentra en los clásicos, que se llama ‘No puedo callar’. Comienza diciendo: ‘El periódico de hoy trae una información fe de errata: en el parque público ayer no fueron 12 los asesinados, sino que fueron 8, como si el número importara. Ei fueron 12 o fueron 8, lo que debió decir el periódico es que mataron unos inocentes’.

Jacques M. Verges, abogado defensor de los combatientes del Frente de Liberación de Argelia, una obra famosa que se titula ‘Estrategia de los procesos Políticos’, establece ante las acusaciones de terroristas, que esos son procesos políticos. Y este es un proceso político. Porque estos jóvenes están presos única y exclusivamente por ser miembros del Frente Estudiantil de Liberación Amín Abel (FELABEL), que han criticado acerbamente la corrupción en la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD) y a su Rector, el maestro mateo Aquino Febrillet.

“No había terminado de morir, desgraciadamente, el oficial de la Policía que yo conocía, y sí era un hombre bueno y sí era un hombre honrado, de los pocos que hay en esa institución, cuando ya el Rector estaba convocando al Consejo Universitario y los expulsó a todos y en un hecho insólito, proscribió el grupo estudiantil en la universidad, cuando el Estatuto Orgánico contempla la democracia interna de los organismos de Co-Gobierno Universitario, donde los estudiantes son miembros de todas las asambleas y tienen un 33.33 porciento de su matrícula.

“La decisión de las autoridades de la UASD de forma irresponsable de señalarlos a la Fiscalía y a la Policía para coger a todos los dirigentes de FELABEL, incluyendo a Diógenes Gutiérrez, que es el vocero del FELABEL, que lo único que hace es redactar las notas y ponerlas en las Redes Sociales. Ese es su delito, pero lo acusan de disparar con un arma de fuego y a Diógenes nadie lo ha visto con un arma de fuego. De hecho le hicieron la prueba de absorción atómica y dio negativo, es que nunca ha disparado un arma de fuego.

“La única arma de Diógenes Gutiérrez es la computadora y las ideas. ¿Por qué está preso Diógenes?: por sus ideas. Son las ideas las que quieren apresar. Lógicamente que están equivocados, porque han apresado su cuerpo, físicamente, porque sus ideas no la podrán apresar nunca, porque sus ideas son de él; más que ideas, ideales de justicia social, de progreso, de bienestar para todo este país.

“Entonces ese certificado de revisión que ha presentado el Ministerio Público, es una chicana barata, es una vagamundería de la Fiscal Jenni Berenice Reynoso.

Resolución del Tribunal de Apelación

“Primero, declara inadmisible por carecer de objeto el presente recurso de apelación interpuesto por el imputado Diógenes Isidro Gutiérrez Medina, debidamente representado por el Dr. Tomás Castro Monegro, de fecha 17 del mes de mayo del año 2013, en contra de la Resolución No. 668-2013-1360, dictada el 29 de abril del año 2013, por el Juez de Atención Permanente, toda vez que la misma fue sustituida por la Resolución No. 337-2013, de fecha 24 de julio de año 2013, al ser conocida la revisión obligatoria por ante el Sexto Juzgado de Instrucción del Distrito Nacional, según consta en las certificaciones depositadas tanto por el Ministerio Público como los abogados de las querellantes, expedidas por la secretaria del Sexto juzgado de instrucción del Distrito Nacional y que se mantuvo la medida de prisión preventiva como medida de coerción, lo que implica que la resolución recurrida fue sustituida por otra distinta a la que se apoderó esta sala. 

En esas atenciones, resulta lógico y de derecho la declaratoria de inadmisibilidad, en aras de evitar contradicción de fallos, lo cual es potestativo de esta jurisdicción de alzada determinarlo aun de oficio por su carácter de orden en público, de su obligatoriedad de las normas de Derecho Común, siendo este el criterio constante de la Segunda Sala de la Corte de Apelación del Distrito Nacional.

“Segundo, ordena el archivo de las actuaciones procesales llevadas a cabo por ambas partes por motivo del superior recurso.”

Lo expresado por el Magistrado Pedro Sánchez:

Al concluir la vista, luego de que el secretario del tribunal leyera la resolución adoptada a unanimidad por los jueces, el juez presidente de la Segunda Sala, el magistrado Pedro Sánchez, deploró la prolongación del proceso y censuró que cosas como esa sucedan hasta llegar a impedir la conclusión de un proceso llevado a cabo, al tiempo que llamó a las autoridades administrativa a evitar que cosa como esa sucedan.

“Bien, esta ha sido la decisión. Una actitud que el presidente de esta sala censura es el hecho de que un proceso no se pueda prolongar hasta que culmine o llegue el plazo donde se debe de conocer una medida de revisión, pudiendo las autoridades administrativas evitar que cosas como esta sucedan. Pero la Corte está obviamente ligada al sistema procesal y junto a él se concibe.”, concluyó el magistrado Pedro Sánchez.


elpidiotolentino@hotmail.com; elpidiotolentino@gmail.com
Imprimir