jueves, 12 de mayo de 2016

Teóscar Hernández tiene el potencial para ser un jardinero central de Grandes Ligas


LA ROMANA.- El dominicano Teóscar Hernández es uno de los jardineros con mayor potencial en el sistema de liga menor de la organización de los Astros de Houston y en tiempos recientes, ha comenzado a dar muestra de ello, jugando con el equipo Corpus Christi Hooks de la liga de Texas (doble A).

Hernández, quien en la pelota criolla pertenece a los Toros del Este, fue firmado por los Astros como agente libre internacional en 2011, por apenas 20 mil dólares. Tiene un cuerpo atlético de 6 pies y 2 pulgadas de estatura y 180 libras de peso, y posee todas las herramientas para convertirse en jardinero central a nivel de Grandes Ligas. El jugador de 23 años exhibe una gran combinación de poder y velocidad, la cual ha enseñado en su carrera en las ligas menores.

En 2013, logró su primera oportunidad de ser un jardinero regular en las ligas menores. Ese año bateó .271 con 13 jonrones y 24 bases robadas, en 123 juegos. Además, recibió 41 boletos, aunque se ponchó 135 veces.

En la siguiente campaña fue asignado al Lancaster (clase A avanzada), donde realmente mostró sus herramientas. En 96 partidos, tuvo promedio de .294, disparó 33 dobles y 17 cuadrangulares, y se estafó 31 almohadillas, siendo promovido ese mismo año al Corpus Christi, donde bajó un poco su producción.

En 2015, Teóscar inició la temporada en Corpus Christi, con todo listo para escalar en la lista de los mejores prospectos de la organización. Sin embargo, tuvo una gran merma en su producción, bateando .131 en el mes de abril. Terminó la primera parte de la campaña con average de .202 y sólo 6 jonrones. 

En la segunda mitad mejoró, registrando promedio de .234 y 11 cuadrangulares, pero muy lejos del nivel deseado. En general, bateó .219 en la temporada, con 17 jonrones y 33 bases robadas. Podría ser difícil de ver, pero las principales diferencias entre el Teóscar de esta temporada, con respecto a años anteriores, están en su bate y en sus manos. El bate ahora está apuntando hacia arriba y no apoyado en su hombro. También tiene sus manos elevadas en la parte trasera, muy similar a Carlos Correa. 

El asunto es que en lo que va de la presente campaña, Hernández está bateando .267, con 6 dobles, 3 cuadrangulares y 9 hurtos, en 25 juegos. Más importante aún es, que tiene 15 transferencias y 28 ponches. Eso arroja medias de 12.8 % en bases por bolas y 23.9 % en ponches, las mejores en su carrera. Sus proporciones anteriores en doble A, habían sido de 36.7 % y 24.5 %, lo que demuestra que Teóscar es más selectivo y paciente en el plato. Con su velocidad y en la punta de la alineación, si logra embasarse, sería grandioso.

Hernández tiene las herramientas para llegar a ser un jardinero de Ligas Mayores con potencial de conectar 20 jonrones y robarse 30 bases. 

En sus últimos 8 partidos, tiene promedio de .333 con 2 cuadrangulares, 4 boletos, 5 ponches y 3 estafas. Si continúa bajando los ponches y siguen embasándose con frecuencia, su cotización dentro de la organización aumentará notablemente.

Como señalamos al principio, Teóscar es uno de los jardineros con mayor potencial en los circuitos minoritarios de su organización y como al final de la temporada, 2 de los 3 jardineros del equipo grande serán agentes libres, una gran actuación suya este año, podría significar tiempo con los Astros pronto.

elpidiotolentino@hotmail.com; elpidiotolentino@gmail.com
Imprimir